Revista Latina

Reseñas de libros - 2013

La construcción del discurso mediático como creación de realidad

 

Confiar en la prensa o no. Un método para el estudio de la construcción mediática de la realidad. Piñuel Raigada, J.L., Gaitán Moya, J.A. y Lozano Ascencio, C. (2013)

 

Salamanca, Comunicación Social Ediciones y Publicaciones

ISBN: 978-84-15544-39-5

Reseña de María Cruz López de Ayala López

El libro Confiar en la Prensa o no analiza la contribución de la prensa en la construcción de la realidad a través del acontecer mediático y nos plantea si debemos o no confiar en la prensa como institución legitimada socialmente para realizar esta labor fundamental en la orientación de la acción, tanto individual como colectiva. Aproximación previa a cualquier debate sobre la responsabilidad social de los medios como creadores de opinión pública.

p

El trabajo se articula en dos partes: En una primera parte y en una línea que conecta con la teoría de la estructuración de Giddens (La Constitución de la Sociedad. Bases para la teoría de la estructuración, Buenos Aires: Amorrortu, 1995), los autores desarrollan un esfuerzo teórico por situar la estructura del “acontecer” en los procesos de autoproducción recíproca entre sujetos y entornos o autopoiesis, término que toman prestado de Maturana y Varela (El árbol del conocimiento. Bases biológicas del entendimiento humano. Madrid: Debate, 1984) y que refiere la producción de los dominios de existencia que orientan la acción de los primeros. Para los autores, “las reglas de juego para la acción y el discurso marcan una estructura al acontecer posible (de ser percibido, representado y pautado) conforme al dominio social, en curso, de existencia histórica” (p.37).

En el segundo capítulo se analiza la estructura del acontecer de acuerdo con los diferentes entornos temporales, para ellos aplica el concepto de “caparazones de existencia” de Moles (Théorie des objets, París: Universitaires, 1972) como acumulación de entornos superpuestos. Un aspecto destacable del libro hace referencia a la influencia de la evolución de la comunicación sobre la transformación de los hábitos culturales del comportamiento humano y en particular, la sugerencia de cómo la lógica de la noticia enfatiza la inseguridad y el riesgo con los que convivimos en las sociedades de la modernidad tardía (terror moral).

Más adelante se realiza una revisión de la práctica social del periodismo como institución que contribuye a construir la realidad en torno al acontecer público, tanto desde la perspectiva de la producción y del consumo informativo, como de los rituales en la producción de la información y en concreto el papel de la “agenda building” (que determina la secciones del medio), la “agenda setting” (que categoriza según variables del acontecimiento) y agenda framing (que tipifica según el ideario del propio medio).

En la segunda parte del libro se presenta una propuesta de análisis empírico para confirmar que la práctica social del periodismo contribuye en buena medida a construir la realidad en torno al acontecer público. Se inicia este bloque, con el planteamiento del objeto de estudio: la auto-referencia mediática en base a una reflexión previa sobre la comunicación de la verdad como objetividad, significatividad y validez. En los procesos de producción del dominio social de existencia característico de la reproducción social, la reflexividad de los sujetos implica que los discursos son contrastados con la acción para determinar su credibilidad y vigencia. Sin embargo, a juicio de los autores, “históricamente, los discursos genéricos disponibles (mediáticos o no) se imponen de forma hegemónica a la reflexividad de los sujetos” (p.88). En el sistema actual de comunicación social, la consonancia de los mensajes emitidos por los diferentes medios, a menudo sin contrastar, refuerza la creencia en la veracidad de los mensajes: el discurso hegemónico “se convierte en realidad social” (p.94). Finalmente, la auto-referencia de los medios como instituciones sociales legítimas para establecer la agenda pública se presenta como un elemento para reforzar la confianza de los discursos e imponer los discursos hegemónicos sobre los que se discute la verdad de los discursos contingentes.

El capítulo V explicita una propuesta metodológica concreta de los autores para el análisis de la prensa, consistente en un análisis de contenido del discurso auto-referente en la prensa y la contrastación de este discurso con el recogido de los propios responsables de la producción del mismo, los periodistas de fuentes y de medios, mediante un estudio Delphi y sustentada sobre el supuesto teórico de que los discursos públicos que se convierten en hegemónicos conforman las condiciones sociales de existencia de los sujetos. En este capítulo se hace una exposición clara y detallada de la metodología empleada y las condiciones de su aplicación, punto que es completado en los anexos que incorporan el libro de códigos y protocolo de análisis y el cuestionario aplicado en el estudio Delphi; y se presentan los primeros resultados.

En el último capítulo se plantea la responsabilidad atribuida a la práctica profesional del periodista en base a la epistemología de la virtud que rige la valoración de su trabajo desde el mismo campo.

Para concluir, el libro aporta un marco teórico bien armado que, utilizando contribuciones tanto de la psicología como de la sociología, explica el papel del periodismo en la construcción del conocimiento socialmente disponible que se tiene como verdad y que orienta la acción individual y colectiva; lo que nos da cuenta de su relevancia y, por consiguiente, de la responsabilidad social que los medios deben asumir. Además, esta propuesta teórica es sometida a un análisis empírico riguroso que es expuesto pormenorizadamente; a mi juicio, esta es una de las virtudes del trabajo que resulta poco común, aún siendo crucial para el avance de la ciencia.

El balance del libro resulta muy positivo y recomendable para los estudiosos de la comunicación y de la realidad social interesados en conocer el papel de los medios en las sociedades modernas y los mecanismos por los cuales se imponen los discursos hegemónicos sobre los que se sustenta y justifica la acción.

Un último apunte hace referencia a una nueva línea de trabajo con la que se comprometen los autores, el discurso hegemónico de la prensa en relación al cambio climático, un tema de necesaria actualidad que está presente en el libro a través de numerosos ejemplos y que genera grandes expectativas de cara a una nueva publicación.