RLCS, Revista Latina de Comunicacion Social
Revista Latina

scimago

Scopus

sjr

RLCS y Scopus

Digital Object Identifier System - Identificador de Objetos Digitales 10.4185/RLCS-2017-1241 | ISSN 1138-5820 | RLCS, 72-2017 | Version in English language | Explicacin audiovisual del autor |

Índice h de la revista (citas), según Google Scholar Metrics, g || Criterios objetivos de calidad de RLCS
¿Vale este artículo para solicitar en España un sexenio de investigación?

Cómo citar este artículo / Referencia normalizada

J González Requena, LJ Torres Hortelano (2017): “La absorción de la política por el espectáculo de lo real. Estudio de caso: El Objetivo”. Revista Latina de Comunicación Social, 72, pp. 1.689 a 1.750.
http://www.revistalatinacs.org/072paper/1241/91es.html
DOI: 10.4185/RLCS-2017-1241

La absorción de la política por el espectáculo de lo real. Estudio de caso: El Objetivo

The Takeover of Politics by the Spectacle of the Real. Case Study: El Objetivo

Jesús González Requena [CV] Catedrático de Universidad, Departamento de Comunicación Audiovisual y Publicidad II, Universidad Complutense de Madrid (España), gonzalezrequena@ccinf.ucm.es

Lorenzo Torres Hortelano [CV] Profesor Titular de Universidad, Departamento de Comunicación Audiovisual y Sociología, Universidad Rey Juan Carlos (Madrid, España) lorenzojavier.torres.hortelano@urjc.es

Abstracts
[ES] Hasta hace bien poco el ámbito de la política, si bien alimentaba el espectáculo televisivo, lo hacía en el contexto de géneros ‒los telediarios y los programas de información política‒ cuyas convenciones conducían a contener en cierto límite su tratamiento espectacular.
Pero en los últimos tiempos se ha producido un cambio notable sobre el que se centra el contenido de este trabajo: se trata de la absorción del ámbito de la política por el espectáculo de lo real, donde ya no existe ningún límite para la espectacularización de los temas, los personajes y los conflictos políticos.
Para abordar esta temática y testar tal transformación, el texto se centra en el análisis, tanto cuantitativo como cualitativo ‒desde la metodología del análisis textual‒ de una emisión del programa El objetivo, de la cadena española La Sexta.
El resultado del análisis conduce a la constatación de una transformación profunda del formato de la entrevista que se manifiesta en que el conductor de la misma adquiere un protagonismo mayor que el del entrevistado tanto por lo que se refiere a su insistente presencia visual como por el modo en el que impone las reglas del discurso, interrumpe constantemente al entrevistado y exige del mismo respuestas de alto rendimiento espectacular. Finalmente, se constata como esa intensificación del rendimiento espectacular pasa por el énfasis concedido a los temas que apuntan a la degradación de los contenidos y las actitudes políticas.
[EN] Traditionally, the field of politics, while influencing television shows, did so in a few genres ‒news and political information programs‒ whose conventions acted as a break on its treatment as a spectacle or reality show.
But recent years have seen quite a transformation which is the focus of this paper. This is the takeover of the realm of politics by the spectacle of the real with no limits on the hyping of topics, characters and political conflicts.
This paper conducts both a quantitative and qualitative investigation of this topic. More specifically, we carry out a test for such a transformation via textual analysis of a Spanish TV program: El objetivo [The Target/Lens] on La Sexta Spanish TV channel.
The results of the analysis confirm a fundamental transformation of the interview format in which the presenter acquires a more prominent role than the interviewee in terms of both her continual visual presence and of imposing the rules of the game. In this new format, she constantly interrupts the interviewee and demands headline-grabbing responses. Finally, the results confirm how this rise of the interview as spectacle involves an emphasis of the issues aiming to the trivialization of political content and attitudes.

Keywords
[ES] espectáculo de lo real; comunicación política; violencia televisiva; reality-show;  análisis cuantitativo; televisión; actitudes políticas.
[EN] spectacle of the real; political communication; television violence; reality-show; television; political attitudes.

Contents
[ES] 1. Introducción. 2 Material y Método. 2.1. Objetivos. 2.2. Selección de la muestra. 2.3. Estrategias metodológicas y análisis. 3. Resultados: El objetivo - 23 de octubre de 2016. 3.1. Espectáculo de lo real. 3.2. Borrell. 3.3. Valenciano. 3.4 La despedida del entrevistado. 3.5 “Maldita hemeroteca”. 4. Discusión y conclusiones.
[EN[Introduction. 2 Material and Method. 3. 2.1. Goals. 2.2. Selection of the sample. 2.3. Methodological strategies and analysis. 3. Results: El objetivo – October 23, 2016. 3.1. Spectacle of the Real. 3.2. Borrell. 3.3. Valenciano. 3.4. The farewell of the interviewee. 3.5. “Maldita hemeroteca” [Damm newspaper library] 4. Argumentation and Conclusions.

Traducción de Amparo Tomás García
Universidad Complutense de Madrid​, 
Master of Arts (M.A.), Psicoanálisis y Filosofía de la Cultura

[ Investigación ] [ financiada ]

| w | metadatos | Fichero pdf para imprimir | Presentacin dinmica - ISSUU | Artculo acogido a Creative Commons | Referencias |
XML |
| Serie de ficheros para e-books | mobi | htmlz + lit + lrf + pdb + pmlz + rb + snb + tcr + txtz |

1. Introducción

La televisión, y sus prolongaciones en la Web, con la que la televisión se encuentra cada vez más fundida, ha sido el espectáculo por antonomasia de las últimas décadas del siglo XX y sigue siéndolo en la actualidad.

Pero decir esto es demasiado poco si de que se trata de avanzar en el tema que nos ocupa. Queremos, por eso, llamar atención sobre un hecho de magnitud antropológica.

Probablemente, los espectáculos, de cualquier índole, han acompañado siempre a los seres humanos en sus más diferentes culturas. Pero nunca, en toda la historia, han estado más masivamente presentes. Y ello por un motivo después de todo evidente: antes, para asistir a un espectáculo, era necesario salir de casa, ir al lugar donde el espectáculo tenía lugar. Ahora, en cambio, el espectáculo, la escena espectacular, se ha instalado en el espacio doméstico ‒en ese ámbito que, por definición, es el más opuesto al del espectáculo: el de la intimidad. Y, vía los dispositivos llamados inteligentes, puede acompañarnos a cualquier lugar, en cualquier momento.

Huelga señalar que este espectáculo, instalado en nuestros espacios de intimidad, es un ámbito poblado de violencia. Violencia que está presente en los films que nos ofrece tanto como en los telediarios, y especialmente en ese ámbito dominante en la televisión de las últimas décadas que es del reality-show. Es decir ‒ganamos tiempo y precisión conceptual si lo nombramos en español como corresponde‒ el espectáculo de lo real.

En él impera la violencia, proliferan los gestos de desprecio y de burla, incluso los insultos más broncos. Y el espectador, encuentra en ello su disfrute, por más que a la vez desprecie el espectáculo en el que a pesar de todo participa.

Conviene tematizar ese desprecio: pues el desprecio a lo que se disfruta, si no interrumpe su consumo, termina por alcanzar al propio espectador, al que vuelve en boomerang.

Entiéndase esto como una introducción. Porque el motivo de este trabajo consiste en llamar la atención sobre la última inflexión del espectáculo televisivo.

Pues hasta hace bien poco el ámbito de la política, si bien alimentaba el espectáculo televisivo, lo hacía en el contexto de géneros ‒los telediarios y los programas de información política‒ cuyas convenciones conducían a contener en cierto límite su tratamiento espectacular.

Pero eso ha terminado ya. La inflexión sobre la que queremos llamar la atención es la que se ha producido desde finales del siglo XX, con la absorción del ámbito de la política por el espectáculo de lo real1, donde ya no existe ningún límite para la espectacularización de los temas, los personajes y los conflictos políticos.

2. Material y método
2.1. Objetivos

Con esta investigación pretendemos analizar cómo ciertos programas de entrevistas a políticos difuminan el ámbito de lo político a favor del espectáculo televisivo o, como González Requena lo ha denominado, el “espectáculo de lo real” (1989, 2002, 2010).

2.2 Selección de la muestra

La muestra se centra un ejemplo concreto, el programa El objetivo de la cadena nacional en abierto La Sexta en su emisión del 23/10/16. En concreto, analizamos dos entrevistas a sendos políticos, por orden de aparición: el ex ministro y ex presidente del Parlamento Europeo, Josep Borrell, y la ex vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano; así como una sección del programa, “Maldita hemeroteca”.

Los criterios de selección han sido tres:

1) El ranking de audiencia tanto de la cadena como del programa. Share del 23/10/16: La Sexta, 7,5%, 4º posición general; El objetivo 7,8% y 1.452.000 espectadores, 14º general. Que son cifras muy considerables teniendo en cuenta la hora de inicio, 22.31h, en pugna directa con OT: El reencuentro de La 1 (20,9 %, 1º general) y “El peliculón” de Antena 3 (13%, 2º general), que iniciaron su emisión a las 22:02h y 22:14h, respectivamente [1].

2) El convulso momento político de la política española.

3) El peso político de los entrevistados.

2.3. Estrategias metodológicas y análisis

Se utilizó un método de análisis cuantitativo basado en la herramienta Encuadres, una aplicación cibernética desarrollada por Jesús González Requena que permite la cuantificación estadística y el procesamiento de diversos parámetros que puedan deducirse de los textos audiovisuales relacionados con la duración, puesta en escena, utilización de puntos de vista, etc. de los planos. [2]

Esta herramienta digital resuelve el más conocido de los problemas de análisis audiovisual: el de la descripción sistemática del objeto analizado, permitiendo la formalización y análisis directamente sobre la serie de fotogramas o frames capturados.

Este método se encuadra en un área de investigación muy reciente a nivel internacional y en continuo crecimiento, el de Cinemetrics, como método para el análisis cuantitativo de los textos fílmicos: B. Adams et al (2007), M. Allan Kaplan (2014), C. Avgerinos et al, (2016); M. Baxter (2014), W. Buckland (2008), J. Butler (2014), J. E. Cutting (2015), C. Gosvig Olesen (2017), J. J. Jung, (2013), A. Liu y Z. Yang (2010), S. B. Park et al (2014), N. Redfern (2011), B. Salt (2011), S. Starace (2014), T. Tsai et al (2011) e Y. Tsivian (2009), entre otros. En España el único grupo de investigación en el ámbito del Cinemetrics es ATAD (Análisis del Texto Audiovisual. Desarrollos teóricos y metodológicos, UCM).

Cinemetrics refers to the extraction of quantitative movie data characteristics. Cinemetrics can characterize movie segments (shots or frames) or collectively characterize an entire film. Derived data include low-level quantitative information (e.g., movie tempo, shot-length, shot type characterizations, face to frame ratio), or more high-level information (e.g., lead actor presence within a shot, shot activity information). The extracted characteristics can be subsequently used in various tasks, including movie genre classification, identification or recognition of specific director styles, movie-era recognition and analysis of movie style changes over time. (Avgerinos et al, 2016: 172)

En nuestro caso, ampliamos ahora el análisis a los contenidos televisivos.

Tras la captura a través de Encuadres de la citada emisión del programa El objetivo, se analizó cuantitativamente la presencia visual y verbal de los entrevistados para, posteriormente, utilizar los datos estadísticos resultantes en un análisis textual de tipo cualitativo.

En concreto ofrecemos la medida porcentual de cuatro categorías:

1) La presencia visual: la presencia de cualquier aspecto, por mínimo que sea, de cada personaje en plano.

2) La presencia primaria: duración de los planos en los que el político aparece solo ‒lo que sucede bien pocas veces‒ o, si la entrevistadora aparece también en imagen, ésta se encuentra en una posición visual netamente subordinada, como es el caso de estas las dos imágenes que abren nuestro análisis (F2 y F3).

3) Presencia equivalente: aquella en que entrevistador y entrevistado tienen un mismo grado de presencia visual en imagen.

4) La presencia verbal: el tiempo de toma de la palabra.

3. Resultados: El objetivo - 23 de octubre de 2016

Para abordarlo, presentamos, en lo que sigue, el análisis de un caso.

F1001

Se trata del magazine político El objetivo, de la Sexta, en su emisión del 23 de octubre de 2016.

Ese día en que el Comité Federal del PSOE había decidido abstenerse en segunda votación en la investidura de Mariano Rajoy. Era público el conflicto abierto en el PSOE, que ya había alcanzado su clímax en el plante de la mayoría de la dirección del partido que forzó la caída de Pedro Sánchez del puesto de Secretario General.

El objetivo construye su programa sobre dos entrevistas con representantes cualificados de las dos posturas enfrentadas:

F2 002 F3 003

La mayoritaria, que había ganado la votación con 139 votos, representada por Elena Valenciano, y la minoritaria, la que la había perdido con 96 votos, representada por Josep Borrell.
Esta es la estructura temporal de la emisión de esa noche:

00:00:00 Entrevista con Josep Borrell
00:27:08 Tertulia con periodistas
00:32:19 Declaraciones de figuras del sector del PSOE que ha perdido la votación.
00:34:07 Entrevista con Elena Valenciano
00:55:33 Tertulia con periodistas
01:08:17 final del programa

Comenzaremos el análisis llamando la atención sobre un primer aspecto notable del encuadre del asunto informativo realizado por el programa.

Se trata de una cuestión de estructura: es el representante del sector perdedor, Josep Borrell, el que es entrevistado en primera posición. Es notable la diferencia de tiempo que se le concede con respecto a la representante del sector ganador: se le dedican 27 minutos y 5 segundos, mientras que a Elena Valenciano, entrevistada en segundo lugar, se le dedican tan solo 21 minutos y 26 segundos. Y esta diferencia se acrecienta si sumamos al tiempo dedicado a Borrell el 1 minuto 48 segundos empleado en la batería de declaraciones de otros dirigentes del sector minoritario: 00:27:05 + 00:01:48 = 00:28:53

A esta abultada diferencia de tiempos hay que añadir un factor de orden no menos notable: cuando Elena Valenciano comienza su entrevista lo hace bajo la presión de haber contemplado tanto la entrevista de su antagonista Borrell como las otras declaraciones de los dirigentes opuestos a la posición que ella representa.

Nada semejante sucede con Borrell: durante el tiempo que se le concede solo se incluyen dos fragmentos en los que la entrevista se suspende para la presentación por una parte de un fragmento de la declaración de Javier Fernández, el presidente de la Gestora [3], explicando la decisión tomada por la mayoría de la dirección del partido ‒40 segundos y medio‒ y por otra un breve reportaje de 55 segundos construido a partir de declaraciones de José Bono sobre el proceso que condujo a la elección de Borrell en 1998 como candidato a la Presidencia de Gobierno y a su caída un año más tarde, y de la que Borrell salió favorecido con la imagen de víctima de las manipulaciones realizadas por la dirección del partido.

Resulta evidente que todo ello supone una clara toma de posición por parte del programa, que ha optado por favorecer el discurso del sector del PSOE derrotado, encarnado en la figura de Borrell, frente al sector ganador representado por Valenciano.

Pero hasta aquí solo hemos atendido a factores que no son específicos al espectáculo de lo real y que corresponden más bien a los procedimientos de toma de posición de los medios dentro de los límites de esas convenciones de género a las que antes hemos hecho alusión y que apuntan a la contención de la espectacularización del tema abordado.

Debemos pues ahora ocuparnos de los aspectos del programa en los que es la lógica del espectáculo de lo real la que se impone.

3.1. Espectáculo de lo real

Una buena manera de comenzar a abordar la cuestión es preguntarse por quién protagoniza finalmente el programa.
Podría pensarse, atendiendo a los datos que venimos de aportar, que el mayor protagonismo del programa es el obtenido por Josep Borrell. Pero, como vamos a mostrar en lo que sigue, no es así: quien verdaderamente protagoniza el programa es su directora y conductora, la periodista Ana Pastor.

F4 004

Y no solo ni tanto porque, como conductora del programa, esté presente en todas sus partes, sino, sobre todo, porque ella protagoniza con su presencia masiva el tiempo dedicado a las entrevistas mismas.

Para mostrarlo presentaremos, en lo que sigue, expresados en porcentajes, datos relativos exclusivamente a esas entrevistas, excluyendo todos los otros fragmentos que constituyen el programa.


Tabla 1: % presencia

 

visual

primaria

equivalente

prim.+equi.

Verbal

Borrell

97,75

31,80

52,33

84,13

72,30

Pastor

95,98

14,11

52,33

66,44

30,09

Presencia expresada en % de la entrevista a J. Borrell. Tiempo total: 00:25:39

Tabla 2: % presencia

 

visual

primaria

equivalente

prim.+equi.

Verbal

Valenciano

99,40

36,87

47,52

84,39

72,23

Pastor

99,90

15,06

47,52

62,58

34,77

Presencia visual expresada en % de la entrevista a E. Valenciano. Tiempo total: 00:21:26

Como es patente, en la categoría de presencia visual se manifiesta el neto protagonismo de la entrevistadora en las entrevistas ‒con un grado de presencia que se aproxima al 100% y que es muy semejante a la del entrevistado‒ tanto como el neto protagonismo de la relación que se establece entre ambos, dado que ambos están presentes en casi todos los planos de la entrevista.

En este capítulo, la presencia de los entrevistados dobla con amplitud la de la entrevistadora, pero sigue siendo la de ésta una presencia muy alta. Pero, sobre todo, hay que atender al hecho de que esta categoría no es la mayoritaria, pues es mucho mayor la presencia de la categoría siguiente, en la que ambos, entrevistador y entrevistado, son mostrados con un grado de presencia equivalente:

F5 005 F6 006
 


F7 007 F8 008



F9 009 F10 010
 

Y no menos notable es el hecho de que la presencia verbal de la entrevistadora se acerque al 50% de la del entrevistado.

No es pues el entrevistado y su discurso el protagonista, sino su relación con la entrevistadora.

F11011


Su neto protagonismo se hace del todo evidente cuando atendemos a los datos totales de las dos entrevistas.

Tabla 3: % presencia

 

visual

primaria   

equivalente

prim.+equi.     

Verbal

Pastor

97,77

14,54

50,13

64,67

32,23

Borrell

53,02

17,25

28,38

45,63

39,23

Valenciano

45,48

16,87

21,75

38,62

33,05

Presencia total expresada en % de las entrevistas a J. Borrell y E. Valenciano. Tiempo total de ambas entrevistas: 00:46:50

Vistos así, los datos de presencia primaria y verbal se igualan considerablemente, mientras que los demás datos de presencia se hacen netamente favorables para la conductora del programa.

De modo que resulta evidente que nos encontramos en el extremo opuesto a la entrevista tradicional, donde el entrevistador se eclipsaba cediendo el protagonismo al entrevistado y a su discurso. [4]

Aquí, por el contrario, el protagonismo es de quien realiza la entrevista. Su presencia y el modo de su relación con los entrevistados se impone como el núcleo más relevante de la estructura del programa.

Conviene anotar el hecho de que los porcentajes de presencia verbal alcanzan un total 104,51. No se trata de un error: es que en un 2,25% del tiempo de las entrevistas entrevistador y entrevistado hablan a la vez.

¿Debemos considerar esto como índice de fluidez o como uno de crispación?

Se trata, en todo caso, un dato típico de los modos característicos del actual espectáculo informativo. Son de sobra conocidos espectáculos como La noche de La Sexta donde los participantes en el debate hablan a la vez que sus oponentes en una espiral de tensión en la que el significado de los argumentos queda eclipsado por la crispada violencia de las voces y de toda una amplia gama de gestos hostiles.

No llega a tanto, desde luego, El objetivo, que se pretende un formato más contenido y objetivo [5]. Mas, como trataremos de mostrar en lo que sigue, ello hace de este programa un caso idóneo para comprobar la presencia de los rasgos propios del nuevo espectáculo de la política.

Por de pronto, observen que hay una acentuada diferencia en este aspecto ‒el solapamiento de la toma de la palabra del entrevistador y del entrevistado‒ entre una y otra entrevista: el solapamiento es mucho mayor en la entrevista de Elena Valenciano ‒7%‒, frente al ‒2,36%‒ de la entrevista de Borrell.

La centralidad de la conductora del programa hace bien patente en la disposición en espejo que, en torno a ella como bisagra adquieren las dos entrevistas.

F12 012 F13 013

 

F14 014

Y es que ella es quien mira a la cámara, es decir, a los ojos de los espectadores:

F15 015  F16 016

Es pues ella la que da acceso a esa escena espectacular que está instalada en el espacio doméstico, en el salón, la cocina e incluso el dormitorio. Y es ella, si así lo quiere, cuando y como quiere, la que conduce nuestra mirada a esos visitantes provenientes del mundo de la política que son sus invitados.

Es así como introduce, concretamente, a Josep Borrell:

F17 017 F18 018

 

F19 019

•Pastor: un gobierno de Mariano Rajoy. Ahí estaban viendo en pantalla a nuestro primer invitado. Josep Borrell, buenas noches, bona nit.

F20 020

•Borrell: Hola, buenas noches.

•Pastor: Un...

F21 021 F22 022

 

F23 023

•Pastor: miembro del Comité Federal que hasta ahora defendía la abstención, con matices, y hoy ha defendido el no que es la opción perdedora. ¿Qué ha pasado en este tiempo para que usted cambie de opinión?

Pero es de modo muy diferente como recibe a Elena Valenciano:

F24 024 F25 025

•Pastor: defendió la abstención. De hecho, ponía voz a ese comunicado que tenemos aquí, el comunicado del Comité Federal. Elena Valenciano, muy buenas noches.

F26 026

•Valenciano: Buenas noches, Ana.

•Pastor: Ha tenido también ocasión de escuchar a Joseph Borrell hace unos minutos. Explíqueles, señora Valenciano, al votante del partido socialista que ve que hoy el PSOE permite que Rajoy

F27 027 F28 028

F29 029

•Pastor: sea presidente. El partido de Gürtel, de Bárcenas, de la corrupción, de la reforma laboral, de la LONCE, de un montón de cosas que ustedes han criticado y que gracias a ustedes hoy ese partido va a seguir en el gobierno.

F30  030

•Pastor: ese partido va a seguir en el gobierno.

Es pues en extremo acentuada la diferencia. Borrell entra seguro, se siente bien acogido, mientras que Valenciano, de quien la propia presentadora acaba de afirmar que ha escuchado la entrevista de Borrell, se siente casi intimidada por una acogida que percibe, desde el primer momento, hostil.

3.2. Borrell

En el comienzo de su entrevista, Borrell no duda en hacer un gesto implícito de reconocimiento del programa:

F31 031

•Borrell: Desde el principio, desde el día siguiente de las segundas elecciones, yo lo dije por escrito y está escrito y las hemerotecas no perdonan…

La mirada de Borrell busca la complicidad de la entrevistadora: ¿acaso no es ella la reina de las hemerotecas? ¿no es “Maldita hemeroteca” una sección básica de su programa de la que él, en un gesto propiciatorio, se declara implícitamente espectador?

Todo parece indicar que el entrevistado sabe que su éxito político en el programa depende de su capacidad de obtener la simpatía de su conductora.

Y no le falta razón. Pues el rostro de esa conductora va a ser el contrapunto constante de sus palabras:

F32 032

Un rostro ahora frío, inquisitivo, patentemente escrutador y desconfiado.

F33 033

•Borrell: negociada, con precio.

En el centro ahora, Valenciano.

Y, aunque este programa, por más contenido que otros, no introduce la imagen de Valenciano contemplando la entrevista, intuimos que eso está ahora teniendo lugar.

F34 034 F35 035

F36 036

•Borrell: estaba en la posición ideal. Podía decidir, o nuevas elecciones o un gobierno alternativo, si era posible, ya se ha visto que no, o condicionar la investidura de Rajoy

Anotemos el dato mayor que determina la lógica del dispositivo: el entrevistado habla, pero la mirada del espectador bascula hacia la entrevistadora que le escucha. Y así el primero no puede dejar de darse cuenta de que el éxito de la entrevista dependerá, en buena medida, de lo que suceda en el rostro de ella. ¿Logrará ganarse su simpatía?

(...)

F37 037   F38 038

•Borrell: hemos hecho tantas cosas mal hechas y que es normal que teman un castigo por parte de los electores.

F39 039 F40 040

 

F41 041

•Pastor: Soto voce a quién se está refiriendo el señor Borrell que siempre habla muy claro y le hemos escuchado los últimos días varias... iba a decir insinuaciones porque no le pone nombres y apellidos.

¿A quién se está refiriendo?

La simpatía de ella es posible, pero tiene un precio: todo aquello que propicie un más alto rendimiento espectacular del programa.

(...)

F42 042 

•Borrell: En el fondo creo que lo que realmente importa a la gente, o debiera importarle a la gente es qué propuesta tiene el partido socialista para hacer frente a los problemas que tiene este país.

Borrell hace una elección lexical: habla de gente, en vez de ciudadanos.

F43 043 F44 044

•Borrell: Y de eso hablamos todos muy poco. Miren, los ingleses tienen dos...

•Pastor: Quizás sea importante para la gente, pero…

Pero la gente es de ella, ella es su portavoz:

F45 045 F46 046

•Pastor: no da la sensación de que, entre los dirigentes del PSOE, usted mismo lo está diciendo, estos temas estén sobre la mesa. ¿Es una lucha de poder?

•Borrell: Ah, naturalmente que hemos asistido a una lucha de poder. Eso es obvio.

Y Borrell se ve arrastrado a enmarcar su discurso en una oposición sin matices cada vez más presente en nuestro espacio político: la gente vs el poder.

(...)

F47 047

•Borrell: que hubiera debido hacerse una consulta a los militantes, y que eso no es un síntoma de podemización, como se nos dice, ¿no?

Borrell sabe que la proximidad al partido Podemos es uno de los rasgos no solo del programa, sino también de la cadena. Y así logra obtener una sonrisa de complicidad.

Incluso el claro gesto de asentimiento que sigue:

F48 048 F49 049

•Borrell: El partido socialdemócrata alemán no parece que sea un partido muy podemita, ¿verdad?
Por lo demás, ella no duda en declarar con su sonrisa lo que le gusta escuchar:

(...)

F50  050

•Borrell: Yo procuro evitar las palabras que puedan ser agraviantes, ¿no?

F51 051 F52 052

•Pastor: Bueno, lo de “sargento chusquero” y “cabo chusquero” suena fuerte, eh...

•Borrell: Bueno hombre, eso era una imagen...

•Pastor: De vez en cuando usted alguna vez lo pone...

Es precisamente lo agraviante, para decirlo con palabras de Borrell, lo que aumenta el rendimiento espectacular del programa.

F53  053 F54 054

•Borrell: Pero no ponía nombre detrás. Eso...

•Pastor: ¿En quién estaba pensando? Me lo pone fácil para preguntarle.

F55 055 F56 056

•Borrell: Pues puede usted hacer distintas hipótesis.

•Pastor: No, no, no me gusta leer el pensamiento. Me gusta hacer preguntas.

Y ciertamente ella conoce y exhibe su protagonismo: lo que a mi me gusta o no me gusta es lo que importa aquí.

(...)

F57 057 F58 058

•Borrell: incluidos aquellos que defendieron con tanto ardor el “no es no”.

Esto sí me gusta, declara la sonrisa complacida de la directora del programa.

F59 059

•Borrell: El que se subió a la tribuna para decir: si el partido socialista se abstuviese perdería para siempre su credibilidad...

F60 060

•Pastor: Está pensando en Antonio Hernando...

F61  061

•Borrell: No estoy pensando en nadie

F62 062 

•Borrell: en particular.

•Pastor: Bueno,

Ella nos mira: nos hace cómplices de su posición, nos sabe partícipes de su sonrisa a costa de esas palabras agraviantes que Borrell no quisiera llegar a pronunciar.

F63 063 F64 064

•Pastor: fue el que subió a la tribuna, ya le ayudo yo a poner nombres... Ya

•Borrell: No voy a poner nombres propios...

(...)

F65 065

•Borrell: si les hemos dicho a los pasajeros que les llevaremos de A a B y cuando están arriba…

F66 066

•Borrell: les decimos que no vamos a B sino que volvemos a A, pues probablemente la gente no querrá comprar más billetes para subirse en esa línea aérea.

F67 067

Ella hace un guiño. Borrell intuye que es el momento de confirmar la complicidad:

F68 068

•Borrell: ¿Me entiende?

•Pastor: Supongo

F69 069

Sí: mis espectadores le entienden, ¿verdad que sí, espectadores míos? Estáis disfrutando, ¿verdad?

(...)

F70 070 F71 071

•Pastor: que le están entendiendo sobre todo los espectadores con ese símil.

•Borrell: Buenos, pues eso,

 (...)

F72 072

•Pastor: ¿Le han pedido

F73 073 F74 074

•Pastor: que dé un paso más adelante además de salir

La entrevistadora marca con su mirada a los ojos del espectador los que considera momentos mayores de la entrevista, es decir, aquellos que prometen un mayor rendimiento espectacular.

F75 075

•Pastor: a los medios a decir lo que opina, ¿le han pedido que dé ese paso?
•Borrell: Muchísima

F76 076 F77 077

•Borrell: gente, y no solo del partido socialista. Pero... mire, volviendo a lo de...

 •Pastor: Espere, espere. Se lo está

F78 078

•Pastor: pensando o no.

Interrumpe de nuevo al entrevistado: sabe ‒y él acepta‒ que manda en el orden de su discurso.

F79 079 F80 080

•Borrell: Mire, volviendo a lo de la politics y la policy. Yo ahora ni debo ni quiero pensar eso.

Borrell se resiste. Pero no hay duda de que es ella quien manda:

F81 081

•Pastor: ¿Es un no rotundo?

F82 082

•Borrell: No, no es un no.

F83 083 

•Borrell: Yo no le he dicho que no.

•Pastor: Ha dicho ahora, por eso iba

F84 084 F85 085

•Pastor: subrayado el ahora

El juego de la seducción se impone.

F86 086

•Pastor: yo lo iba a subrayar también.

•Borrell: Ahora,

Pero Borrell se da cuenta que si se deja arrastrar por esa senda su discurso va a desdibujarse totalmente y reacciona:

F87 087 F88 088

•Borrell: ahora ni puedo ni debo pensar en eso. Porque si lo hiciera me estaría instalando en la politics, me estaría instalando

F89 089

•Borrell: en la política del poder, me estaría instalando en los Juegos de tronos. Y

F90 090

•Borrell: eso me quitaría libertad para hablar de lo que realimente quiero hablar,

F91 091 F92 092

•Borrell: maldita sea. De la brecha gerenacional [sic] que tenemos en este país,

El lapsus en el arranque -gerenacional por generacional- traduce un cierto temblor en este esfuerzo del entrevistado por recuperar el control de su discurso. Y, ciertamente, la sonrisa burlona de ella se lo pone difícil.

F93 093 

•Borrell: de lo mal que lo pasan las mujeres para ser a la vez trabajadoras y madres,

Y en este punto, logra contenerla: ella se debe a su imagen de mujer feminista.

F94 094

•Borrell: de la terrible desigualdad, de tantos problemas de lo que nadie habla.

Pero es solo una victoria parcial, pues es ella la que controla los tiempos del discurso. (...)

F95 095 F96 096

•Pastor: Ha dejado un titular, usted lo sabe. no descarta dar ese paso. Hay quien dice: se ha subido al tema del congreso, ha firmado por un congreso extraordinario, el alcalde Jul recoge firmas el señor Borrell

F97 097

•Pastor: se suma porque está en esas.

F98 098 F99 099

•Pastor: Y usted me pone esa cara así

F100 100

•Pastor: que yo interpreto como que se está dejando querer

El juego de seducción se impone. Seducción por el poder y poder de la seducción: dos términos mayores del espectáculo televisivo.

F101 101 F102 102

•Pastor: y no lo descarta. Y da unas…

•Borrell: Pues no me interprete...

F103 103 F104 104

F105 105

•Borrell: No me interprete,

•Pastor: primarias...

•Borrell: no me interprete

F106 106 F107 107

•Borrell: y tradúzcame lo que digo.

•Pastor: No, con que me responda. Dígame:

F108 108 F109 109

•Pastor: ¿irá a unas primarias?

•Borrell: ¿A qué

F110 110 F111 111

F112 112

•Borrell: primarias? ¿Primarias para qué?

•Pastor: Para secretario general o para candidato, o las dos cosas...

•Borrell: De momento primarias para candidato no hay porque no hay elecciones.

Ciertamente, el juego de seducción se desboca:

F113  113  F114 114

•Pastor: Bueno, si las hay, ya lo sabe.

•Borrell: No las hay.

•Pastor: Si las hay.

F115 115

•Borrell: Si no las hay.

F116 116

•Pastor: Digo si las hay,

Consciente de que la entrevista se acaba, Borrell hace un último esfuerzo por rescatar su imagen de ese campo del poder y de la seducción en el que ha sido atrapado.

F117 117 F118 118

F119 119

•Borrell: Ajá, ya le digo, ahora mismo ni lo pienso ni lo quiero pensar. Pero le aseguro que voy a intentar contribuir para que mi partido vuelva a merecer la confianza de mucha gente y…

 F120 120

•Borrell: por eso déjeme que haga una llamada. A la gente que está tentada de irse del partido socialista…
Tómame en serio, reclama Borrell. Y es que él no puede mirar a cámara para hacer su llamamiento. Debe mirarla a ella: y en el plano de ella se juega la credibilidad de su discurso.

Por un momento parece que lo consigue.

F121 121

•Borrell: disgustada por lo que ha ocurrido. Porque creen que su voz no cuenta, porque creen que hemos hecho o vamos a hacer lo contrario de lo que les dijimos. No se vayan…

Pero la sonrisa burlona retorna; sé lo que quieres: te vas a presentar, tú también quieres el poder.

F122 122 F123 123

•Borrell: disgustada por lo que ha ocurrido. Porque creen que su voz no cuenta, porque creen que hemos hecho o vamos a hacer lo contrario de lo que les dijimos. No se vayan, no se vayan. Es más, los que no están, que vengan. Porque para el próximo congreso, que será la última oportunidad que tendrá el partido socialista para evitar su desaparición, hace falta que entre mucha más gente, para que lo podamos cambiar desde dentro. No, que no se vayan, que vengan.

F124 124

•Pastor: Bueno…

3.3. Valenciano

F125 125 F126 126

Pero la seducción y el poder, el poder de la seducción y la seducción del poder no agotan en ningún caso el espectáculo de la política, dado que es la violencia su magnitud mayor.

F127 127 F128 128

•Valenciano: de ir a unas terceras elecciones que probablemente, si mantuvieran la dinámica electoral que ha habido estos meses serían perjudiciales para la izquierda, desde luego negativas para el PSOE, y malas para el conjunto del sistema democrático creemos que es mejor votar que no a Rajoy, en la primera votación porque es un no a su política, y desbloquear la situación del país absteniéndonos en la segunda.

•Pastor: Pero no entiende que haya

F129 129

Ella nos mira, va a hablar por nosotros, la gente:

F130 130 F131 131

F132 132

•Pastor: gente ahora mismo en casa votantes del PSOE, votantes de cualquiera otra opción, incluso gente que les haya castigado sin ir a votar que no entiendan nada

Este es el dicktat que ella, la representante de la gente, dirige al político: la gente, nosotros, no entendemos nada.
Pero, después de todo, no es exactamente eso. En seguida escuchamos lo que, a pesar de todo, se debe entender:

F133 133 F134 134

F135 135

•Pastor: de lo que están diciendo, es decir, vamos a votar que no para decir que su política no nos gusta, pero vamos a abstenernos para que esa persona y ese partido, insisto, Gürtel, tengo aquí la lista, Bárcenas, Paula, Rita Barberá, Matas, Púnica, Taula

•Valenciano: Sí, sí, la conozco...

•Pastor: Alfonso Rus, Imelsa…

F136 136

•Pastor: caso corrupción Aquamed...

Como ven, es la corrupción lo que debe entenderse. ¿Acaso no es la corrupción el núcleo duro del espectáculo televisivo de la política? ¿No es el núcleo a partir se desencadena sin rubor la violencia?

F137  137    F138 138

•Pastor: ese partido que nada ha cambiado, en nada ha cambiado, ustedes van a permitir que

F139 139

•Valenciano: Bueno pero ese partido..


•Pastor: siga gobernando. Y además…

Cállate: la gente está hablando por mi boca.

F140 140

•Pastor: déjeme que le apunte una cosa que decía también Borrell antes.

F141 141 F142 142

F143 143

•Pastor: Ustedes dicen no queremos ir a terceras elecciones, queremos desbloquear, no vamos a apoyar lio que haga el partido Popular y por lo tanto puede que vayamos a elecciones en breve otra vez.

F144 144   F145 145

•Pastor: ¿Para qué lo han hecho?

•Valenciano: Noso...
Supongo que a estas alturas se dan cuenta de que no estamos ante una entrevista, sino, más bien, ante una agresiva requisitoria.

F146 146   F147 147

(...)

F148 148 F149 149

F150 150

•Pastor: Le insisto, como pueden controlar y hacer oposición, que si la hacen por ejemplo los presupuestos, los recortes entiendo que el PSOE no los va a querer apoyar, tumbarán a un gobierno y entonces las terceras elecciones

F151  151

•Pastor: quizá no son el 18 de diciembre

•Valenciano: Bueno, pero...

•Pastor: pero son el 15 de marzo.

Habría que decir que, a la altura de julio de 2017, fecha en la que se escribe este trabajo, no ha habido tales elecciones. Pero evitemos entrar en el contenido político del asunto, y mantengámonos ceñidos al análisis de su tratamiento espectacular.

Importa ahora anotar lo que está pasando en el plano visual: la imagen del Partido Popular, y de su dirigente, el presidente Rajoy, que operan como lo maldito central del discurso, irrumpe para ser adjudicada a Elena Valenciano y al sector de su partido que representa. Por su parte, la conductora del programa está un poco más centrada en el plano y la imagen de Rajoy al fondo ‒que mira a Valenciano‒ parece surgir de ella, como si se la lanzase con el gesto de su mano.

F152 152

•Pastor: Quienes defienden la…

F153 153 F154 154

F155 155

•Pastor: abstención, dice usted, lo hacen por responsabilidad. Quienes defienden el no que utilizan estos argumentos que yo le estoy dando a usted que no son míos que son…

F156  156   F157 157

•Pastor: compañeros

•Valenciano: También

•Pastor: de partido, lo hacen por responsabilidad

•Valenciano: sí, sí, o sea...

F158 158 F159 159

•Pastor: e insisten: nada ha cambiado,

F160 160 F161 161

•Valenciano: bien, bien, lo de...

•Pastor: el PP sigue haciendo lo mismo,

F162 162 F163 163

•Pastor: nada ha cambiado y nos hemos entregado…

Aparece entonces, por primera vez, la acusación mayor: se han entregado al demonio del discurso ‒que, como ya henos anotado, es el PP.

F164 164

•Pastor: y ahora vengo con la pregunta, llego con la pregunta: sin condiciones,
se han entregado sin condiciones.

F165 165 F166  166

•Pastor: lo decía aquí Borrell, o nos hemos perdido algo y ustedes han negociado
O nos mienten ‒a nosotros, a la gente... Pero no a mí.

(...)

F167 167 F168 168

•Valenciano: ciudadanos.

•Pastor: ¿Y cuáles son las condiciones

F169 169

•Pastor: al Partido Popular.

•Valenciano: No hay ninguna

F170 170 F171 171

•Valenciano: condición al Partido Popular.

•Pastor: ¿No hay ninguna

F172 172 F173 173

•Pastor: ¿condición al Partido Popular?

•Valenciano: No, no hay ninguna condición.

•Pastor: ¿Es que eso es bueno para...?

•Valenciano: Es que nosotros no estamos

F174 174

•Valenciano: negociando con el Partido Popular. No es una negociación con el Partido Popular.

•Pastor: ¿Es una entrega?

Es una entrega. Escuchamos esta palabra por segunda vez. Y el juicio condenatorio que contiene desautoriza por adelantado una explicación que no deja de ser congruente:

F175 175

•Valenciano: No.

F176  176

•Valenciano: Es un desbloqueo de una situación política. Y nos vemos en el Parlamento.

(...)

F177 177 F178 178

•Pastor: Me reconoce: sin condiciones, no es una negociación. Y yo le decía lo de la entrega porque quizás mucha gente lo pueda, eh,

Ella, la gente, dice que es una entrega. Tercera vez.

F179 179 F180 180

•Valenciano: No, no, no.

•Pastor: leer así... Y es que se están entregando, eh, al Partido Popular.
Cuarta vez.

(...)

F181 181 F182 182

•Valenciano: sido posible.

•Pastor: ¿Fue un error por tanto o no, no haber hecho antes el camino de la abstención?
•Valenciano: Se han cometido muchísimos errores…

F183 183

•Pastor: Bueno ya, pero yo le pregunto

•Valenciano: por parte de todos.

F184 84

•Pastor: por este. Luego le pregunto por los otros.

•Valenciano: No, yo, mire...

El modo de la entrevista es el de un fuego graneado que interrumpe continuamente el discurso del entrevistado.

F185 185

•Valenciano: se dice una cosa que no es cierta. Y es que en el Comité Federal del PSOE estas cosas no se han planteado. Sí se han planteado.

F186 186

•Pastor: Y salió que no. Y salió que no a…

•Valenciano: Por parte de muchísimos portavoces.

F187 187

•Pastor: … a Rajoy.

F188  188 F189 189

F190 190

•Valenciano: Sí, salió que no a Rajoy en el mes de diciembre.

•Pastor: Sí...

•Valenciano: Pero ha pasado casi un año. Y las cosas evolucionan y hay que dar una salida al país. No es lo mismo lo que pasaba en diciembre que lo que pasó en junio.

F191 191

•Valenciano: que es que el Partido Socialista empeoró su resultado.

F192 182

•Valenciano: Eso es un hecho.

F193 193

•Pastor: Por eso le pregunto

F194 194 F195 195

•Pastor: si no fue un error no plantearlo antes. Usted me

•Valenciano: Yo creo que...

•Pastor: dice. No me quería contestar o me dice que no.

•Valenciano: Bueno, sí, sí, yo se

F196 196 F197 197

•Valenciano: lo digo. Yo creo que nos deberíamos haber abstenido desde el principio. En el mes de junio. Eso es lo que yo creo que deberíamos haber hecho.

•Pastor: Es que le digo porque

F198 198

•Pastor: cuesta entender a veces el mensaje de quien defiende la abstención sobre todo teniendo en cuenta, ya sabe que tiramos de maldita hemeroteca,

Llegó la “Maldita hemeroteca”.

F199 199 F200 200

F201 201

•Pastor: un tuit suyo por ejemplo, de la época de los debates electorales, usted decía: “Es imposible pensar en un cambio en España con Rajoy en el gobierno”. Decía: y además

•Valenciano: Desde luego.

•Pastor: Y el debate lo has... en el debate

F202  202

•Pastor: lo has dejado más claro: gana Pedro, ganas tú.

•Valenciano: Desde luego.

•Pastor: Eso ocurría en los debates electorales. Ya, pero es que

F203  203

•Pastor: Rajoy va a estar en el gobierno.

F204 204

•Valenciano: Pero es que Rajoy, Ana,

F205 205

•Pastor: Eso no ha variado.

•Valenciano: ha ganado

F206 206

•Pastor: No lo digo yo, lo dicen los suyos.

F207 207 F208 208

•Valenciano: pero es que ha ganado las elecciones dos veces,

F209 209

•Valenciano: eso es un dato democrático.

•Pastor: Sí, pero diga...

F210 210

•Pastor: Dígame, dígame algo que no sepa.

•Valenciano: Que conviene...

Dígame algo que yo no sepa.

Es un enunciado imperativo y cargado de soberbia por el que la directora del programa se erige en referencia máxima del discurso, desautorizando sin discusión el dato sobre el que la entrevistada construye su argumentación.

F211 211 F212 212

•Pastor: Dígame algo que no sepa. Ya sé que ha ganado las elecciones.

F213 213

•Valenciano: Bueno, pero es que

F214 214

•Pastor: pero es el mismo Rajoy
Y el diktat condenatorio resuena una y otra vez:

(...)

F215 215 F216 216

F217 217

•Pastor: decisiones, quizás la más importante de los últimos años, entregarle el gobierno a la derecha
Quinta vez.

El tono inquisitorial se impone. Y ciertamente resuenan en él los temas más antiguos: un demonio que se le ha entregado y al que se le reclama confesión.

Es extrema, por lo demás, la posición de superioridad en la que la conductora del programa, por el mismo hecho de serlo, se sitúa:

(...)

F218 218 F219 219

•Valenciano: bueno, primero yo me siento militante también, ¿de acuerdo? Yo soy miembro del comité federal, pero soy militante. De la misma manera que usted dirige este programa pero es periodista y no deja de serlo. Yo no dejo de ser militante.

 •Pastor: Yo tengo libertad de voto…

F220 220 F221 221

•Pastor: y los míos

¿Pero qué te has creído, político? Yo no soy como tú.

F222 222 F223 223

•Valenciano: bueno pero que ustedes no…

•Pastor: también, cosa que ustedes no…

F224 224 F225 225

•Pastor: y se vive mucho mejor así, pero en cualquier caso...

•Valenciano: Bueno yo, yo

3.4. La despedida del entrevistado

Nada caracteriza mejor el señorío escénico del conductor del espectáculo que la manera en la que el entrevistado es despedido.

F226 226 F227 227

•Pastor: Gracias Elena Valenciano, por dar la cara aquí también esta noche. Muchas gracias.
Pero no nos referimos ahora al aspecto verbal, sino al gestual, pues es Valenciano la que se inclina para darle la mano a Pastor.

F228 228 F229 229

•Valenciano: Un placer.

•Pastor: Y seguimos aquí

F230 230

•Pastor: también en El objetivo. Vamos a seguir comentando

Y el visual, pues ningún plano acompaña la salida del entrevistado.

F231 231 F232 232

F233 233 F234 234

F235 235 F236 236

•Pastor: aquí en nuestra mesa de actualidad con los periodistas que nos acompañan hoy y también con Pablo Simón, politólogo.

Una vez que la conductora del espectáculo retira la mirada del entrevistado, éste desaparece, se disuelve en el vacío.

Semejante fue la despedida de la que fue objeto Borrell:

F237 237  F238  238

•Borrell: Le agradezco mucho en cualquier caso que esté aquí dando la cara. Teníamos una entrevista cerrada y ha venido. Muchas gracias.

-a pesar del último coqueteo de aquel juego seductor.

F239 239

•Borrell: Ha sido usted

F240 240 F241 241

•Borrell: muy amable. Me habían dicho que era usted terriblemente incisiva, pero conmigo no lo ha sido.

F242 242

•Pastor: Es que a veces cuando

F243 243 F244 244

F245 245

•Pastor: me contestan hasta no tengo que repreguntar. Muchas gracias. Le agradezco que haya venido.

F246 246 F247 247

•Pastor: Nos vamos por aquí…

F248 248

Podemos verle desaparecer por el lateral, mientras la cámara sigue a la estrella televisiva. Pues en el espectáculo televisivo, el entrevistado no es más que eso: una figura descartable que desaparece por el lateral cuando ha quedado agotado su rendimiento espectacular.

3.5. “Maldita hemeroteca”

F249 249

F250 250

Hemos mostrado ya que El objetivo no apuesta por la objetividad, pero sería un error pensar que su título lo pretendiera. Pues no se trata de Lo objetivo, no reclama la objetividad. Su nombre es El objetivo. Y, como tal, nombra más bien el establecimiento de un objetivo hacia el que apuntar y que desvelar en el centro de la escena espectacular.

Esta vez ha sido Elena Valenciano, pero podría haber sido igualmente su antagonista mayor del PSOE, Pedro Sánchez.

Para confirmarlo basta con atender a lo que sucedió en el programa de la semana siguiente:

F251 251 F252 252

F253 253

•Pastor: Hemos empezando hablando de esta entrevista con Pedro Sánchez, entrevista en “Salvados” y ya saben que aquí siempre miramos la “Maldita hemeroteca”, en seguida vamos a volver aquí a la mesa, pero entra también con nosotros Clara Jiménez que, como saben, intenta ver si lo que dicen nuestros políticos se parece a lo que dijeron hace mucho o por lo menos

F254 254

Los políticos quedan ahí, agachada la cabeza, como temiendo verse convertidos en objetivos de la “Maldita hemeroteca”.

F255 255 F256 256

F257 257

•Pastor: lo han explicado. Clara, buenas noches.

•Jiménez: Buenas noches, Ana.

•Pastor: La “Maldita hemeroteca” como siempre mirando y también con ese titular que hemos comentado durante muchos minutos en la mesa sobre el Ibex 35, el Ibe3x 3, Alierta, Telefónica. Decía Pedro Sánchez y

F258 258 F259 259

F260 260 F261 261

•Pastor: le preguntaba muy directamente que has encontrado en la maldita hemeroteca.

•Jiménez: Pues…

Es ciertamente notable la alegría, rayana en el entusiasmo, con el que la directora del programa aguarda el nuevo material de la “Maldita hemeroteca”. Lo que debe hacernos ver que esa es la posición y el estado de ánimo que se presupone al enunciatario del discurso, esa figura que le es ofrecida al espectador convocado a participar del espectáculo.

Ninguna preocupación. Tampoco nada de la indignación que hemos visto dedicada a las posiciones de Elena Valenciano. Si ciertas mentiras han sido constatadas en el ámbito de la política, no hay duda de que ello es reconocido como la mejor y más jocosa materia para el espectáculo.

F262 262 F263 263

•Jiménez: hemos visto que, en el pasado, …

Desde el primer momento, la complicidad en ese disfrute se hace patente entre las dos periodistas.


F264 264 F265 265

F266 266 F267 267

F268 268

•Jiménez: eso de que los poderes económicos presionaban al partido socialista y presionaban a Ferraz Pedro Sánchez lo negaba. Le preguntaba directamente Carlos Segovia, en mayo de este año, y no lo admitía.

Y esa complicidad nos alcanza también al espectador, quien todo parece indicar que se reconoce a sí mismo como gente.

F269 269

•Segovia: Muy grave, que fue cuando usted dijo que los poderes económicos en los últimos meses habían intentado condicionar e incluso someter al PSOE y que usted mismo se la había jugado cruzando el Rubicón al oponerse a pactar con Mariano Rajoy frente a los intereses de esos poderes económicos. Quería preguntarle... bueno, poderes económicos lo traducimos como empresas del IBEX... pero en fin si, podía usted explicar aquella afirmación y sobre todo si sigue continuando esa presión de los poderes económicos sobre usted y si eso está influyendo en su actitud de estos meses.

F270 270 F271 271

•Sánchez: Yo, Carlos, no, no... De verdad, y lo digo... creo que he demostrado que soy un político que hace lo que dice, eh, soy muy transparente. y hablo bastante claro. A mí no ha habido ningún poder económico que me haya presionado. Tengo que decirlo. No ha habido nadie que me haya presionado.

 

F272 272

 


F273 273 F274 274

F275 275 F276 276

F277 277 F278 278  

•Pastor: ¡Ja! ¡Ja! ¡Ja! No ha habido ningún poder económico que me haya presionado. Esto, ¿de cuando decimos que es?

4. Discusión y conclusiones

Ninguna preocupación. Ni siquiera indignación, aunque ésta sí tiene cabida en el espectáculo, dado su alto potencial explosivo.

Pero no: un goce que se instala en el desprecio y la burla y que, en el espectáculo televisivo contemporáneo, alcanza a la política en su conjunto y amenazando con hacer explosionar el orden entero de nuestras instituciones democráticas.

Un detenido análisis semántico, que aquí no podemos realizar, debería ocuparse de los efectos culturales de la sustitución, en el discurso político, de la palabra ciudadano por la palabra gente. Término, que, efectivamente, está instalado en la filosofía de programa pues, como se anuncia en su Web del programa: “Hace mucha falta que verifiquemos para que la gente cuando comparta la noticia pueda saber si es cierta o es falsa”. [6]

Desde finales del siglo XX aparece un formato televisivo de entrevistas a políticos en los que aprovechando los diferentes conflictos políticos de la actualidad se entrevista a sus protagonistas mediante un formato de entrevista que se aleja del tradicional, pues el entrevistador pasa a ser el protagonista en detrimento del entrevistado. El objetivo de La Sexta es uno de estos programas

Hemos comprobado mediante los datos estadísticos obtenidos gracias a la herramienta cibernética Encuadres, como la presencia visual y verbal de su conductora es porcentualmente menor si atendemos individualmente a cada entrevistado. Sin embargo, finalmente, Ana Pastor es la protagonista del formato si recogemos y comparamos de forma conjunta los datos de ambos entrevistados.

Ese cambio de protagonismo se consigue de dos formas: favoreciendo la presencia visual y verbal total de la conductora del programa ‒como mostramos en los resultados cuantitativos de estos índices de puesta en escena‒; y dirigiendo la entrevista hacia el campo de lo emocional que pasa por el hecho de que la conductora se instaura en conciencia de la “gente”, término que verbaliza en repetidas ocasiones.
Este protagonismo, como hemos analizado, se ve reforzado gracias a la posibilidad de mirar a cámara ‒que no tienen los entrevistados. Por último, la interactuación emocional con éstos se sale de los cánones en este tipo de entrevista. Todo ello nos lleva a hablar de espectáculo de lo real.

A partir de los resultados de este análisis en los que la entrevistadora es la protagonista frente a los entrevistados, la información política veraz, que se supone que es el verdadero objetivo del programa, se ve absorbida por el espectáculo de lo real, introduciéndose, pues, un sesgo en la información cuyas consecuencias necesitarán nuevas investigaciones, centradas tanto en el análisis de casos similares en el panorama televisivo, como en los efectos sobre las audiencias, a lo que ayudarán los datos cuantitativos que somos capaces de ofrecer con nuestro método.
Todo ello nos lleva a concluir que, como consecuencia de ese cambio de protagonismo, hay una transformación consecuencia de la primera que supone la espectacularización del ámbito de la política y, en última instancia, una absorción de la información política por el espectáculo de lo real.

  • Este artículo es producto del proyecto de investigación titulado “Creación de una metodología audiovisual digital para el análisis formalizado y cuantificable de los textos audiovisuales. 1. Unidades de segmentación. 2. Punto de vista visual”, referencia PR26/16-20316, financiado por el programa Proyectos de Investigación Santander-Universidad Complutense de Madrid, convocatoria 2016 de, IP: Jesús González Requena, grupo de investigación ATAD (Análisis del Texto Audiovisual. Desarrollos teóricos y metodológicos), UCM.

 

Notas

[1] Fuente: formulatv.com Recuperado 22 de noviembre 2017, de: http://www.formulatv.com/audiencias/2016-10-23/

[2] Para una explicación más detallada de Encuadres y su aplicación, véase: www.gonzalezrequena.com

[3] La Gestora del PSOE se creó el 1 de octubre de 2016 tras la celebración de un caótico ‒y mediático‒ Comité Federal en el que Pedro Sánchez presentó su dimisión como Secretario General del partido y tras el que se notificó que le sucedería una gestora provisional, al frente de la cual se puso al presidente del Principado de Asturias, Javier Fernández. En los días previos, en concreto, el 28 de septiembre de 2016, el secretario de Política Federal del PSOE, Antonio Pradas, presentó en la sede del partido la dimisión en bloque de 17 miembros de la Ejecutiva Federal para que el partido pudiese estar dirigido por una gestora y presionar así a Pedro Sánchez a dimitir como Secretario General. La Ejecutiva, compuesta por 35 miembros (38 en su origen), perdió por dimisión a dos ejecutivos, que se sumaron a los 17 haciendo un total de 19, la mitad más uno de la misma.

[4] Hemos analizado esta modalidad de entrevista en El espectáculo informativo (González Requena, 1989). En este sentido, parecería que ésta viniese predeterminada por el tipo concreto de entrevistado, como señalan Pérez et al cuando afirman que en ella “predomina la función de vigilancia del poder, de manera que se representa al político más como un agente social susceptible de ser vigilado que como un participante de debates y reflexiones democráticas” (2014: 56). Como estamos analizando, esa vigilancia parece convertirse en nuestro caso de estudio, finalmente, en absorción del mensaje político, pasando el debate y la reflexión a convertirse en espectáculo.

[5] En la página Web del programa aparece destacada y entrecomillada la siguiente frase sobre la foto sonriente de la conductora: “Suyas son las conclusiones”. Y, a modo de subtítulo (ya sin entrecomillar): “La entrevista política en profundidad y el periodismo de datos llegan a laSexta [sic] de la mano de Ana Pastor y su equipo en El Objetivo…”. Recuperado 6 de noviembre 2017, de: http://www.lasexta.com/programas/el-objetivo/

[6] Recuperado 6 de noviembre 2017, de: http://www.lasexta.com/programas/el-objetivo/ 

 

Referencias bibliográficas

Adams B & Venkatesh S & Bui H & Dorai C (2007): “A Probabilistic Framework for Extracting Narrative Act Boundaries and Semantics in Motion Pictures”. Multimedia Tools and Applications, 27, 195–213. https://doi.org/10.1007/s11042-005-2574-2

Avgerinos C & Nikolaidis N & Mygdalis V & Pitas I (2016): “Feature Extraction and Statistical Analysis of Videos for Cinemetric Applications”. Digital Media Industry & Academic Forum (DMIAF), 172‒175 DOI: http://dx.doi.org/10.1109/DMIAF.2016.7574926

Baxter M (2014): Notes on Cinemetric Data Analysis. Recuperado 7 de Agosto 2017 de: https://goo.gl/Fy7bmJ

Buckland W (2008): “What does the Statistical Style Analysis of Film Involve? A Review of Moving into Pictures. More on Film History, Style and Analysis”. Literary and Linguistic Computing, 23(2), 219‒230. https://doi.org/10.1093/llc/fqm046

Butler J (2014): “Statistical Analysis of Television Style: What Can Numbers Tell Us about TV Editing?”. Cinema Journal, 54(1), 25‒44. https://doi.org/10.1353/cj.2014.0066

Cutting JE & Candan A. (2015): “Shot Durations, Shot Classes, and the Increased Pace of Popular Movies”. Projections: The journal for movies and mind, 9(2), 40‒62. DOI: http://dx.doi.org/10.3167/proj.2015.090204
Formulatv.com

González Requena J (1989): El espectáculo informativo. O la amenaza de lo real. Madrid: Akal.

González Requena J y Canga, M. (2002): “La imagen televisiva: más allá de la significación, el espectáculo”. En Educación para la comunicación. Televisión y multimedia. Máster de Televisión Educativa y Corporación Multimedia, UNICEF, Madrid. Recuperado 6 de noviembre de 2017 de: https://goo.gl/mJzxTv

González Requena J, (2010): “La destrucción de la realidad en el espectáculo televisivo”. Sphera publica: Revista de Ciencias Sociales y de la Comunicación, 10, 17‒41.

González Requena J. (2010a): “Lo Real”. Trama y Fondo. Revista de cultura, 29, 7‒28.

González Requena J (2015): “Contactos. Análisis textual de una enunciación enunciada”. En Rubén García López (Ed.), Paulino Viota. El orden del laberinto (pp. 108-200), Santander: Shangrila.

González Requena J (2015a): El punto de vista en el texto audiovisual. Metodología de análisis del punto de vista visual en los textos audiovisuales. Recuperado 7 noviembre 2017 de: www.gonzalezrequena.com

Gosvig Olesen C (2017): “Towards a ‘Humanistic Cinemetrics’?”. En T. Schäfer y K. Van Es (Eds.), The Datafied Society. Studying Culture through Data (pp. 39-54). Amsterdam: Amsterdam University Press.

Jung, JJ & You E & Park SB (2013): “Emotion-based Character Clustering for Managing Story-based Contents: a Cinemetric Analysis”. Multimedia Tools and Applications, 65(1), 29–45. https://doi.org/10.1007/s11042-012-1133-x

Kaplan MA (2014): “Meta-Cinemetrics: Integrally-Informed Moving Image Metrics for Minimizing Risk, Maximizing Creativity and Profit, and Optimizing Viewer Experience”, Integral Cinema Project, White Paper No. 1. Recuperado 7 noviembre 2017 de: https://goo.gl/LB8Xtm DOI: https://doi.org/10.13140/RG.2.1.2625.9922

Liu A & Yang Z (2010): “Watching, Thinking, Reacting: A human-centered framework for movie content analysis.” International Journal of Digital Content Technology and its Applications, 4(5), 23‒37. DOI: 10.4156/jdcta.vol4.issue5

Park SB, You E & Jung JJ (2014): “A Cinemetric Approach to Sentimental Processing on Story-oriented Contents.” Quality & Quantity, 48: 49. https://doi.org/10.1007/s11135-012-9748-6

Pérez Ó, Oliva M, Pujadas E (2014): “La construcción televisiva de la deliberación política. Análisis comparativo de programas informativos y de infotainment.” Observatorio (OBS*) Journal, 8(2), 45‒66. Recuperado de 5 noviembre 2017 de: https://goo.gl/bJbNye;  DOI: http://dx.doi.org/10.15847/obsOBS822014780

Redfern N (2011): “Time Series Analysis of BBC News Bulletins Using Running Mann-Whitney Z Statistics”. Recuperado 7 de noviembre 2017 de: https://goo.gl/Y6RNZE

Redfern N (2014) The Structure of ITV News Bulletins. International Journal of Communication, 8, 1557–1578.

Salt B (2011): “The Metrics in Cinemetrics. The University of Chicago”. Recuperado 7 de noviembre de 2017 de: https://goo.gl/KpPkmz

Starace S (2014): ·The Evolution of Film Editing.” En S.M. Germani. S. Starace y R. Turigliatto (Eds.): Titanus. Family Diary of Italian Cinema (pp. 351‒352), Rome: Centro Sperimentale di Cinematrografia, Sabinae.

Tsai T & Cheng W & Hsieh Y (2011): “Dynamic social network for narrative video analysis.” MM '11 Proceedings of the 19th ACM international conference on Multimedia, Scottsdale, AZ, USA, 663‒666. DOI: http://dx.doi.org/10.1145/2072298.2072413

Tsivian Y (2009): “Cinemetrics, Part of the Humanities’ Cyberstructure.” En M. Ross, B. Freisleben y M. Grauer (Eds.), Digital Tools in Media Studies: Analysis and Research: an Overview (pp. 93‒100),Bielefeld: Transcript.

_____________________________________

CÓMO CITAR ESTE ARTÍCULO EN BIBLIOGRAFÍAS – HOW TO CITE THIS ARTICLE IN BIBLIOGRAPHIES / REFERENCES:

J González Requena, LJ Torres Hortelano (2017): “La absorción de la política por el espectáculo de lo real. Estudio de caso: El Objetivo”. Revista Latina de Comunicación Social, 72, pp. 1.689 a 1.750.
http://www.revistalatinacs.org/072paper/1241/91es.html
DOI: 10.4185/RLCS-2017-1241

- En el interior de un texto:

…J González Requena, LJ Torres Hortelano (2017: 1.689 a 1.750) …
o
… J González Requena et al, 2017 (1.689 a 1.750) …

 

Artículo recibido el 1 de noviembre de 2017. Aceptado el 22 de diciembre.
Publicado el 27 de diciembre de 2017

___________________________________________________________________________