REVISTA LATINA DE COMUNICACIÓN SOCIAL

 

LAboratorio de Tecnologías de la Información y Nuevos Análisis de Comunicación Social
Universidad de La Laguna (Tenerife, Canarias)
Depósito Legal: TF-135-98 / ISSN: 1138-5820 - Año VIII - II época

 

V Bienal Iberoamericana de la Comunicación
2005 Balances del primer lustro de un nuevo siglo de comunicaciones digitales, 20, 21 y 22 de septiembre de 2005, México, D.F.

 

Confiabilidad y prestigio en las publicaciones electrónicas,
un solo camino: la evaluación

 

Maricela López Ornelas

Instituto de Investigación y Desarrollo Educativa-

Universidad Autónoma de Baja California

Km. 103 Carretera Tijuana-Ensenada, Ensenada, B.C.

Tel. (646) 174-49-05, 174-56-00 Ext. 115 Fax ext. 109

 

Área temática:

Mesa 11: Sitios WWW, portales y revistas dedicadas a temas de comunicación en la WWW

 

Datos del ponente

Maricela López Ornelas. Académico de tiempo completo en el Instituto de Investigación y Desarrollo Educativo, de la Universidad Autónoma de Baja California, Coordinadora de Vinculación, docente, adscrita a proyectos de investigación. Maestra en Ciencias Educativas, con la tesis “Diseño y validación de un instrumento para evaluar revistas electrónicas”.

 

Resumen

La incorporación de la publicación en Internet, ha sido para la sociedad académica un fenómeno capaz de transformar los métodos tradicionales de difusión, edición, diseminación, acceso y evaluación del conocimiento científico.

 

El desarrollo de las revistas electrónica se ha ubicado en tres etapas: a) en la primera, sólo eran una copia de la versión impresa; es decir, las publicaciones digitales sólo trasladaba su contenido en papel a la pantalla de la computadora; b) en la segunda etapa, las revistas acceden a la versión digital y se liberan del papel, adicionalmente, incursionan en la innovación tecnológica al incorporar multimedia; c) la tercera etapa del desarrollo de las publicaciones electrónicas aún está en proceso (Brown, 1999), pues siguen luchando por consolidar su calidad a través de mecanismos de evaluación.

 

Esta búsqueda de calidad en las publicaciones académicas se ha venido desarrollando desde hace aproximadamente medio siglo; empieza con la selección, revisión y evaluación interna, es decir, la que realiza el propio autor al elegir lo que considera pertinente y relevante para él, aunque finalmente resulta insuficiente, ya que se hace necesario la certificación y reconocimiento de la comunidad. En este sentido la evaluación de las revistas científicas ha evolucionado los criterios, los parámetros y, en general, las exigencias de quienes realizan esta ardua tarea.

 

El presente trabajo, es el resultado tres fases de una investigación enfocada al desarrollo de mecanismos para evaluar la calidad de las revistas electrónicas. La primera fase consistió en el diseño y validación del instrumento;[1] en la segunda fase se incorporaron los resultados de la validación, por parte de 16 editores de revistas electrónicas;[2] la tercera y última fase, es pues, el instrumento para evaluar la calidad de revistas en línea.

 

Palabras clave: evaluación, publicaciones electrónicas, revistas electrónica

 

Abstract

The incorporation of the publication in Internet has been for the academic society a phenomenon able to transform the traditional methods of diffusion, edition, dissemination, access and evaluation of the scientific knowledge.  The development of the journals electronic has been located in three stages:  a) in first, was only a copy of the printed version;  that is to say, the digital publications only transferred their content in paper to the screen of the computer;  b) in the second stage, the journals accede to the digital version and they are freed of the paper, additionally, incursionan in the technological innovation when incorporating multimedia;  c) the third stage of the development of electronic publishing’s still is in process (Brown, 1999), because they continue fighting to consolidate his quality through evaluation mechanisms.

 

This search of quality in academic publications has been coming developing for approximately half century;  it begins with the selection, revision and internal evaluation, that is to say, the one that makes the own author when choosing what considers pertinent and excellent for him, although finally is insufficient, since it becomes the certification and recognition necessary of the community.  In this sense the evaluation of the scientific journals has evolved the criteria, the parameters and, in general, the exigencies of those who they make this arduous task.

 

The present work is the turn out three phases of an investigation focus to the development of mechanisms to evaluate the quality of the electronic journals.  First stage consisted of the design and validation of the instrument; in the second phase, the results of the validation were gotten up, on the part of 16 publishers of electronic journals; the third and last phase is then, the instrument to evaluate the quality of journals in line.

 

 Key words:  evaluation, electronic publishing, journals electronic

 

 

La publicación electrónica y sus orígenes

Para abordar el tema de la publicación académica electrónica, es necesario remontarnos a los últimos 300 años, en donde la comunicación científica solo podía ser aceptada, evaluada y vinculada con la “cultura del papel”; sin embargo, desde hace una década, las revistas académicas no solo han diversificado sus formas de edición y difusión, también han modificado el acceso y distribución del conocimiento científico.

 

Esta transición de lo impreso a lo electrónico, originalmente fue vista como un proceso de cambio en los modos de comunicación científica, también supuso la desaparición del modelo tradicional; superado el temor, bibliotecarios, organismos evaluadores, editoriales, productores de bases de datos, universidades, asociaciones, autores y en general los académicos (todos en su rol de proveedores de la información), se dieron a la tarea abrir espacios a las versiones electrónicas (Barrueco, 200).

 

El auge de las versiones electrónicas se dio entre 1993 y 1995; durante estos dos años se registró un crecimiento de más de cien publicaciones electrónicas arbitradas (Hitchcock, et al 1995). Para el 2010 se considera que el medio electrónico será utilizado para la entrega de la mayoría de las revistas científicas a nivel internacional. Hoy ambos modelos coexisten, y aún con la reserva de autores, editores y académicos, resulta claro que la publicación electrónica llegó para quedarse (Villagras et al, 2000).

 

Particularmente en el país, los estudios indican que los editores de revistas académicas utilizan las bondades de la publicación electrónica como un formato adicional de la revista impresa (Alonso, 2000), sin embargo, estás bondades o ventajas del medio electrónico traen consigo también nuevos problemas.

 

La nueva generación de publicaciones académicas en Internet y sus nuevos problemas

La nueva generación de revistas académicas electrónicas se enfrentan a tres tipos de problemas:

a)     Los propios de las revistas académicas tradicionales: falta financiamiento, baja calidad de contenido, poca rigidez en el arbitraje, distribución, frecuencia y continuidad irregular, escasa normatividad, endogamia, falta de evaluación, entre otros (Loría, 1999).

b)     Los relativos a las cuestiones técnicas propias del medio y que afecta a la comunidad académica: alto costo en la infraestructura tecnológica, continuos cambio en los materiales digitales, necesidad de mantenimiento, alta variabilidad en los equipos, incorporación de nuevas herramientas de programación e introducción de nuevos lenguajes más completos que desalientan a las comunidades académicas acostumbradas a trabajar con medios más estables.

c)     Los que provienen de la comunidad académica: dificultad y desconocimiento en la organización, diseño y difusión, problemas de definición y clasificación[3], multiplicación de revistas electrónicas a gran velocidad, violación de derechos de propiedad intelectual, carencia de un precio estándar, falta de interés en citar artículos de revistas electrónicas, ausencia de normativas que podrían regular la información, carencia de criterios para evaluar su la calidad, falta de reconocimiento ante la comunidad científica y falta de métodos para ser evaluadas y por consiguiente el estatus de legitimidad ante quienes puede publicar en ellas, entre otros (López y Cordero, 2003).

 

La falta de conocimientos metodológicos ha propiciado y sigue permitiendo que aparezca un gran número de revistas sin la debida normalización e integración de criterios de calidad. Así mismo, la carencia de reconocimiento, normatividad y criterios para evaluar las revistas científicas electrónicas por parte de los organismos evaluadores en nuestro país, han ocasionado desinterés por parte de la comunidad académica para publicar en este tipo de revistas.

 

 

La evaluación de las revistas impresas y electrónicas

Los pioneros a nivel internacional en la evaluación de la publicación académica tradicional, fueron el Consejo Internacional para la Ciencia (ICSU), la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) y el Institute of Scientific Information (ISI). Con referencia a nuestro país, la evaluación de las revistas académicas impresas es un campo muy joven, inicia a partir de 1993 bajo la responsabilidad del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología.

 

Con un abismo de diferencia, el estudio de la evaluación de las revistas académicas electrónicas registra apenas una década de trabajo, identificándose los primero estudios en Estados Unidos y España, con respecto a América Latina, Brasil (Laerte et al, 2001) y Chile (Bustos, 2000.) empiezan también a trabajar esa área. En nuestro contexto, aún no se han identificado trabajos sobre evaluación de revistas académicas electrónicas, de manera que esta investigación se considera como el primer estudio registrado en México. En el caso específico de CONACyT, a la fecha no ha establecido aún los criterios de evaluación que requerirán las revistas electrónicas científicas para ingresar al Índice de Revistas Mexicanas de Investigación Científica y Tecnológica (CONACyT, 2005).

 

En resumen, en el medio electrónico, la evaluación se vuelve más compleja, ya que también es necesario tomar en cuenta criterios tales como el diseño gráfico, navegación, habilidades de trabajo, multimedia, entre otras; y  si bien es cierto que los criterios que se utilizan para evaluar las publicaciones científicas impresas pueden usarse en la evaluación de revistas científicas electrónicas, también lo es que siempre deberán ser identificados, definidos y adaptados al medio (Alexander, 2000; Barrueco, 2000; Cordero y López 2000 y Loría, 1999;).

 

Bajo esa perspectiva el método propuesto en este trabajo de investigación, consistió en el diseño, validación y reestructuración de un instrumento para evaluar revistas académicas en Internet. La versión final resultó de la fusión de los criterios para evaluar revistas académicas impresas, del análisis sobre la evaluación de recursos electrónicos, así como de los algunos estudios realizados por ISI y Allison Coke (1999).

 

A partir de la validación del instrumento, éste se reestructuró identificando criterios, indicadores y preguntas más específicas y más definidas, sin embargo, es importante aclarar que esto no asegura una versión final del instrumento y mucho menos que se encuentre exenta de futuras actualizaciones, pero reconoce que las tres variables seleccionadas para la validación: actualización y mantenimiento de enlaces, reconocimiento externo de la publicación y navegación y diseño gráfico, son ahora más claras, importantes y pertinentes al sistema para el cual fueron creadas.

 

 

El instrumento y su reestructuración

El diseño del sistema para evaluar revistas académicas electrónicas consta de siete variables: calidad del contenido, periodicidad y pervivencia, normalización, propósito y cobertura; actualidad y mantenimiento; y reconocimiento externo del formato digital de la publicación y navegación y diseño gráfico (Ver tabla I).

 

Tabla I.  Definición de los criterios e indicadores del sistema

Criterios

Indicadores

1. Calidad del contenido

Mecanismos que la revista utiliza para asegurar la calidad del contenido.

1.1  Autoridad

Presencia de revisores reconocidos por su comunidad académica.

2. Pervivencia y periodicidad

Prestigio histórico de la revista y tiempo de publicación.

2.1  Pervivencia

Prestigio histórico de una revista.

2.2  Periodicidad

Tiempo establecido para su publicación.

3. Normalización

Inclusión y valoración de los aspectos generales de una publicación.

3.1  Normalización

Inclusión y valoración de los aspectos generales de una publicación.

 

4. Propósito y audiencia.

Claridad con la cual se plantea el propósito del sitio y el tipo de lectores a los que se dirige.

4.1  Propósito y  audiencia

Propósito de la información en relación al tipo audiencia a que está dirigida la  publicación.

5. Actualidad y mantenimiento

Vigencia y conservación de enlaces internos y externos de la publicación

5.1  Actualidad

Vigencia de enlaces internos y externos de la publicación.

5.2  Mantenimiento

Conservación constante de los enlaces internos y externos de la publicación funcionen bien.

6. Reconocimiento externo del formato digital de la publicación

Reconocimiento externo de la revista por su inclusión en bibliotecas, incorporación en bases de datos de revistas relevantes de la especialidad que cubre y financiamiento otorgado a la revista.

6.1  Difusión y formas de distribución

Diversos sistemas de difusión y distribución que utiliza una publicación.

6.2  Inclusión en bases de datos

Indización de la publicación en bases de datos e índices de visibilidad nacional e internacional de su área temática.

6.3  Financiamiento

Reconocimiento que puede tener una revista a través de su financiamiento.

7. Navegación y diseño gráfico

Utilización de factores que permiten el uso efectivo del recurso, tales como imágenes, color y apoyos gráficos, navegación y estructura de la información.

7.1  Acceso amigable

Facilidad que debe tener un recurso en Internet al accesarse.

7.2  Navegación y organización

Organización que facilita la ubicación y el acceso de la información, así como la conducción rápida y ágil por el sitio.

7.3  Diseño

Uso de apoyos gráficos con fines estéticos y que deben tener armonía con el contenido.

7.4  Requerimientos técnicos

Características necesarias tanto de software y hardware que tuviera que tener la computadora para accesar el recurso.

7.5  Interactividad

Facilidad de interacción entre el sistema y el usuario.

7.6  Conectividad

Tiempo de acceso para consultar el recurso.

7.7 Sistema de búsqueda

Presencia de sistemas de búsqueda para facilitar el acceso y recuperación de la información.

Las variables calidad del contenido, periodicidad y pervivencia, normalización y propósito y cobertura han sido ampliamente estudiadas, revisadas y utilizadas por diferentes organismos internacionales, encargados de la evaluación de las revistas impresas por más de tres décadas.

 

Sin embargo, las variables que no se ha estudiado a fondo y que se consideran específicas para evaluar recursos electrónicos son: actualidad y mantenimiento; reconocimiento externo del formato digital de la publicación, y navegación y diseño gráfico, aún están en proceso de estudio. Por esta razón, el instrumento se centra en la validación de estas tres últimas variables, sus indicadores y preguntas.

 

La reestructuración del instrumento se llevó a cabo a través de la validación, la cual consistió en que cada juez evaluara a través de tres cuestionarios, la claridad, importancia, cobertura y pertinencia de las preguntas que integran el instrumento diseñado para evaluar revistas académicas electrónicas. Los cuatro rubros utilizados en la validación de las preguntas fueron:

a)    Claridad. Este rubro cubre la redacción de las preguntas, así como su legibilidad y claridad, es decir, evalúa si están correctamente definidas y por consiguiente si se entienden. Ej. ¿Está claramente definido el indicador?

b)    Importancia. Este punto se refiere al interés que tienen las preguntas, en consecuencia miden la importancia de las interrogantes según el tema. Ej. ¿En qué grado considera importante evaluar las revistas electrónicas con el indicador actualidad?

c)     Cobertura. Este rubro evalúa si las preguntas abarcan totalmente el tema, es decir, si su contenido define un tema de otro (un indicador de otro). Ej. ¿Considera que se deben incluir nuevas preguntas para evaluar este indicador?

d)    Pertinencia. Este punto señala (individualmente) si la pregunta es necesaria, acertada y adecuada al tema, en consecuencia, evalúa si la interrogante pertenece al tópico. Ej. Señale las preguntas que son pertinentes para evaluar el indicador financiamiento.

 

En el caso de los tres primeros rubros (claridad, importancia y cobertura), la valoración de los jueces se realizó por cada conjunto de preguntas, es decir, por el total de ítems correspondiente a cada indicador, de manera que se evaluaron doce grupos, un grupo por cada indicador. Ejemplo. Si el indicador actualidad registra 50% de cobertura, el resultado representa la puntuación total de cobertura de todas las preguntas que abarca dicho indicador. Mientras que en el último rubro, los jueces evaluaron la “pertinencia” de cada pregunta, en este sentido cada ítem tiene un valor individual, como lo muestra la Tabla II. 

 

Tabla II. Porcentajes promedio de cada bloque de preguntas

Criterios

 

Indicadores

 

Preg.

Claridad

 

Impor-tancia

Cober-tura

Perti-nencia

% total

 

Actualidad

5.1.1. al

75%

81%

50%

81%

72%

Actualidad y

 

5.1.4.

 

 

 

 

 

Mantenimiento

Mantenimiento

5.2.1. al

88%

81%

75%

92%

84%

 

 

5.2.5.

 

 

 

 

 

Reconocimi-

Difusión y  formas

6.1.1. al

100%

81%

50%

83%

79%

ento externo

de distribución

6.1.5.

 

 

 

 

 

del formato

Inclusión en

6.2.1. al

88%

63%

64%

92%

77%

digital de la

bases de datos

6.2.3.

 

 

 

 

 

publicación

Financiamiento

6.3.1 al

81%

44%

50%

84%

65%

 

 

6.3.2

 

 

 

 

 

 

Acceso

7.1.1. al

88%

63%

75%

61%

79%

 

amigable

7.1.7

 

 

 

 

 

 

Navegación y

7.2.1. al

94%

88%

75%

90%

87%

 

organización

7.2.12.

 

 

 

 

 

 

Diseño

7.3.1. al

88%

69%

88%

93%

85%

Navegación

 

7.3.5.

 

 

 

 

 

Y

Requerimientos

7.4.1. al

88%

88%

69%

94%

85%

diseño gráfico

técnicos

7.4.3.

 

 

 

 

 

 

Interactividad

7.5.1. al

81%

44%

56%

72%

63%

 

 

7.5.4.

 

 

 

 

 

 

Conectividad

7.6.1. al

88%

56%

75%

71%

73%

 

 

7.6.5.

 

 

 

 

 

 

Sistema de

7.7.1. al

94%

75%

69%

89%

82%

 

búsqueda

7.7.6.

 

 

 

 

 

 

 

En la Tabla III, se puede observar a detalle los cambios solicitados por los jueces, lo cual permitió tener muy claro que criterios y que indicadores debías modificarse o eliminarse. En el entendido que el instrumento resulta demasiado grande para incorporarlo, ya que consta de 12 hojas, solo se anexa al presente trabajo la tabla con los resultados.

 

 

Tabla III. Registro de la reestructuración del instrumento

Variable

Indicador

Actualidad y mantenimiento.

Se modificó el nombre y la definición.

Actualidad

1.     Se reestructuró el nombre y la definición.

2.     Se reestructuraron las preguntas 5.1.1, 5.1.2 y 5.1.4, la pregunta 5.1.3 se eliminó.

Mantenimiento

1.     Se reestructuró el nombre y la definición.

2.     Se reestructuró la redacción de las 5 preguntas del indicador.

Reconocimiento externo del formato digital de la publicación

Se reestructuró la definición de la variable.

 

Difusión y formas de distribución

1.     Se eliminó el nombre del indicador y se elaboró uno nuevo.

2.     Se reestructuraron todas las preguntas en base a la definición del nombre del indicador y se anexaron dos preguntas más.

Inclusión en bases de datos

1.     Se reestructuró la redacción de las tres preguntas del indicador y se incluyó una más.

Financiamiento

1.     Se reestructuró la definición del indicador.

2.     Se eliminó la pregunta 6.3.2 y se anexaron tres preguntas más.

Navegación y diseño gráfico

Se modificó la definición de la variable.

 

Acceso amigable

1.     Se modificó el nombre del indicador y se reestructuró su definición.

2.     Se eliminaron las preguntas 7.1.1 y 7.1.5.

Navegación y organización

1.     Se eliminaron las preguntas 7.2.1 y 7.2.4.

Diseño

1.     Se reestructuración de la definición del indicador.

2.     Se eliminaron las preguntas 7.3.1 y 7.3.5 y se agregaron dos.

Requerimientos técnicos

1.     Se reestructuró el nombre y la definición del indicador.

2.     Se modificó la redacción de la pregunta 7.4.3. y se anexaron tres preguntas, una nueva y dos más correspondientes del indicador Interactividad.

Interactividad

1.     Se eliminó el indicador y las preguntas 7.5.1 y 7.5.2 se anexaron al indicador requerimientos técnicos, denominado ahora requerimientos de acceso.

Conectividad

1.     Eliminó el indicador dentro de la variable.

2.     Se reubicó la pregunta 7.6.3 en el indicador requerimientos técnicos, denominado ahora requerimientos de acceso.

Sistema de búsqueda

1.      Se anexa una pregunta más.

2.      Se reubican las preguntas 7.7.4, 7.7.5 y 7.7.6 en el indicador registros de acceso.

 

Conclusiones

A manera de reflexión, se puede decir que el constante avance de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación, y los retos que han significado para el campo de las publicaciones electrónicas científicas, enfatizan la apremiante necesidad de establecer y validar “métodos o sistemas de medición” que evalúen la calidad de las revistas académicas en Internet. En este sentido, la validación del instrumento por parte de los jueces, permitió cumplir eficazmente con el objetivo para el cual fue creado: evaluar revistas académicas electrónicas en Internet.

 

La propuesta metodológica desarrollada en esta investigación, retoma y reestructura la idea de uno de los autores consultados, Alastair Smith (1997), quién además de proponer criterios para evaluar recursos electrónicos, desarrolla la idea de que estos se utilicen como “herramientas”, es decir, solamente aquellos que se apeguen a sus necesidades. Con esta visión, los criterios propuestos en este trabajo: calidad del contenido; periodicidad y pervivencia; normalización; propósito y cobertura; actualización y mantenimiento de los enlaces; reconocimiento externo de la publicación; navegación y diseño gráfico, que en conjunto están diseñados para evaluar revistas académicas electrónicas en Internet, podrán tener las siguientes utilidades:

a)     Base para la creación de proyectos dirigidos al diseño de revistas académicas electrónicas en línea o para desarrollar páginas web tomando en consideración criterios de calidad. Entendiendo que los criterios propuestos en este trabajo, no son como finales.

b)     Lista de cotejo para verificar la calidad de la información que se encuentra en línea, seleccionando específicamente los ítems de interés.

c)     Guía para desarrollar modelos de evaluación de revistas electrónicas, tanto académicas como de divulgación.

d)     Ejercicio exploratorio aplicado por las propias instituciones para evaluar periódicamente la calidad de la publicación que editan, es decir, como autoevaluación.

e)     Esquema para la validación de futuros modelos de evaluación de publicaciones.

 

Referencias

Alexander, J. y Tate, M. A. (Comps.). (1996f, 8 de agosto). Evaluating web resources (versión revisada el 11 de julio de 2000). Consultado el 22 de agosto de 2000 en el sitio Web de Widener University, Wolfgram Memorial Library Information Gateway:

http://www2.widener.edu/Wolfgram-Memorial-Library/webevaluation/webeval.htm 

 

Alexander, J. y Tate, M. A. (Comps.). (1996g, 9 de septiembre). Evaluating web pages (versión revisada el 21 de julio de 2000). Consultado el 4 de septiembre de 2000 en el sitio Web de Widener University, Wolfgram Memorial Library Information Gateway:

http://www2.widener.edu/Wolfgram-Memorial-Library/webevaluation/examples.htm

 

Alonso, J. O. (2001). Revistas académicas mexicanas: su presencia en bases de datos.  En Loría, E. (Ed.), Los dilemas de las revistas académicas mexicanas (pp. 115-131). México: Universidad Autónoma del Estado de México.

 

Barrueco, J. M. (2000, 5 de mayo). Revistas electrónicas: normalización y perspectivas. Consultado el 16 de enero de 2001 en la página Web de Universitat de València:
http://www.uv.es/~barrueco/badajoz.pdf

 

Brown, G. (1999). La revista electrónica: los desafíos de autores, lectores y editoriales. En A. Cetto y O. Alonso (Comps), Revistas científicas en América Latina (pp. 40-49). México: International Council of Scientific Unions-Universidad Nacional Autónoma de México-Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología-Fondo de Cultura Económica.

 

Bustos, A. (2000, 11 de septiembre-6 de octubre). Metodología para la evaluación de revistas científicas electrónicas. Trabajo presentado en el 1er Simposio Electrónico las Revistas Electrónicas: del papel al espacio, Argentina.

 

Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología. (2004, 18 de febrero). Índice de Revistas Mexicanas de Investigación Científica y Tecnológica. Actualización 2001. Consultado el 18 de marzo de 2004 en el sitio Web del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología:

http://www.conacyt.mx/dac/revistas/index.html

 

Cooke, A. (1999). Authoritative guide to evaluating information on the Internet. Nueva York: Neal-Schuman.

 

De Pablos, J. M. (2001). La red es nuestra. Revista telemática conexión global. (pp. 113-132). Barcelona: Paidós.

 

Giménez, E. R., Román, A. y Sánchez Nistal, J. M. (1999). Aplicación de un modelo de evaluación a las revistas científicas españolas de economía: una aproximación metodológica. Revista Española de Documentación Científica, 23 (3), 309-324.

 

Guédon, J. C. (2000, diciembre). Digitalizar las revistas científicas. ¿Cómo garantizar el acceso universal a la información científica básica? Mundo Científico, 218, 80-87.

 

Hitchcock, S., Carr, L. y Hall W. (1996, 15 de enero). A survey of STM online journals 1990-1995: the calm before storm (version actualizada el 3 de junio de 1998). Consultado el 13 de enero de 1999 en el sitio Web de Univeristy of Southampton, Departament of Electronics and Computer Science:

http://journals.ecs.soton.ac.uk/survey/survey.html

 

Institute for Scientific Information. ISI (1998).  Consultado el 20 de marzo de 2004 en: http://www.isinet.com/selection/

 

Laerte, A., Rocha, M., Antonio, I., Takemaka, R. M., Pedroso, A., Costa, A., et al. (2001). SciELO: una metodología para la publicación electrónica. Acimed, 9, (Suplemento), 9-22. Consultado el 4 de septiembre de 2001 en:

http://www.infomed.sld.cu/revistas/aci/vol9_s_01/sci03100.pdf

 

Lafuente, R. y Rosas, A. M. (1998). La publicación electrónica: ¿Un paradigma de organización documental digital?. Investigación Bibliotecológica, 12 (25), 164-196.

 

Laufer, M. (2001). Dilemas o diversidades de las revistas académicas.  En Loría, E. (Ed.), Los dilemas de las revistas académicas mexicanas (pp. 77-85). México: Universidad Autónoma del Estado de México.

 

López Ornelas, M., Cordero, G. y Backhoff, E. (2004, noviembre). Methodology to evaluate academic electronic journals. Comunicación presentada en el 11th European Conference on IT Evaluation, Royal Netherlands Academy of Arts and Sciences, Amsterdam, The Netherlands (Memorias).

 

López Ornelas, M. y Cordero, G. (2003). La experiencia de validar un instrumento para evaluar revistas académicas electrónicas en Internet. Razón y Palabra, 31. Consultado el 21 de febrero de 2003 en:

http://www.razonypalabra.org.mx/anteriores/n31/mlopez.html

López Ornelas, M. y Cordero, G. (2003). La evaluación de un medio electrónico en línea, el caso de las revistas académicas electrónicas en Internet. Revista Mexicana de Comunicación, 83, septiembre –octubre
http://www.mexicanadecomunicacion.com.mx/Tables/RMC/rmc83/revistas.html

 

López Ornelas, M. y Cordero, G. (2001). Una propuesta metodológica para evaluar la calidad de las publicaciones académicas electrónicas. Trabajo presentado en la III Bienal Iberoamericana de Comunicación, Cholula, Puebla.

 

Loría, E. (Ed.). (2001). Una evaluación del sistema de evaluación de las revistas académicas mexicanas. En Loría, E. (Ed.), Los dilemas de las revistas académicas mexicanas (pp. 25-51). México: Universidad Autónoma del Estado de México.

 

Smith, A. G. (1997). Testing the surf: Criteria for evaluating Internet information resources. The Public-Access Computer Systems Review, 8 (3). Consultado el 27 de Julio de 2000 en:

http://info.lib.uh.edu/pr/v8/n3/smith8n3.html

 

Villagra, A., Anta C., Valverde, A. M., Ruiz, M. y Espinosa, M. (2000). Gestión del conocimiento en ciencias sociales a través de la red: Las revistas electrónicas españolas. En: Jornadas Españolas de Documentación. 419-434.

 

Notas

[1] López Ornelas, M. y Cordero, G. (2003). La experiencia de validar un instrumento para evaluar revistas académicas electrónicas en Internet, publicado en la Revista Razón y Palabra 31, (8), febrero – marzo.

http://www.razonypalabra.org.mx/anteriores/n31/mlopez.html 

[2] López Ornelas, M., Cordero, G. y Backhoff, E. (2004, noviembre). Methodology to evaluate academic electronic journals. Comunicación presentada en el 11th European Conference on IT Evaluation, Royal Netherlands Academy of Arts and Sciences, Amsterdam, The Netherlands (Memorias).

[3] Otra dificultad a la que se enfrentan las revistas académicas electrónicas, es la difícil tarea de clasificarla, ya que pueden ser revistas digitales (con versiones impresas), editadas en disco compacto de acceso a texto completo o solo resumen, disponibles en lenguaje html, PDF o TXT, o bien, solo consultadas por Internet y por suscripción. En tal sentido hace más complejo definirlas, clasificarlas y sobre todo evaluarlas (Lopéz y Cordero, 2003).


Inicio | Latina 2005 | Latina 2004 | Latina 2003 | Latina 2002 | Latina 2001 | Latina 2000 | Latina 1999 | Latina 1998
Consejo académico | Comité de revisores | Comité de redacción | Normas de Publicación | Bitácora | Hemeroweb | Biblioweb | Enlaces | Libros nuevos | Recursos | Latina 1ª época

Dirección postal de Revista Latina de Comunicación Social:

Facultad de Ciencias de la Información: Pirámide del Campus de Guajara - Universidad de La Laguna

38071 La Laguna (Tenerife, Canarias; España) - Teléfono: (34) 922 31 72 31 - Fax: (34) 922 31 72 52 / 54