PIRAslcs

Sociedad Latina de ComunicaciónSocial, SLCS

 

* Estatutos

* Acta fundacional

* Cómo asociarse

* Lista de asociads

* Sede

* Contacto

* Portada

* Sede del congreso

* Localización

* Datos para el GPS:

Av. César Manrique, s/n. Campus de Guajara
38071, La Laguna - Santa Cruz de Tenerife

* Cómo llegar en coche

[ Asociación científica no lucrativa de apoyo a Revista Latina de Comunicación Social ]


I Congreso Internacional Latina de Comunicación Social

Postperiodismo: la información, en la sociedad saturada

[Miércoles, 9 - 12 de diciembre de 2009]

Mesa de comunicaciones libres

Memorias de ciudad desde Cartagena de Indias

por  Sara Marcela Bozzi Anderson <saramarcelabozzi@hotmail.com

Esta ponencia se basa en la obra del doctor Adrián Alemán de Armas y su libro "SECUENCIAS DE LA MEMORIA".

 En Cartagena, en donde todas las calles tienen un nombre, se levantan erguiddas las torres del Centro Amurallado, espacio privilegiado donde se han gestado los hechos históricos que nos identifican ante el mundo. Rodeada de calles que a veces no logramos descifrar, tan bulliciosas durante el dìa y tan reservadas en las noches, la Universidad de Cartagena està llena de lugares de encuentros cotidianos bajo los amplios portales, en los acogedores balcones o en el parque central.

Como bien decìan los poetas cartageneros, para una calle cualquier nombre es bueno. Es cuestión de habituarse al suceso o riña que le ha dado origen, y en un abrir y cerrar de ojos, todos sus habitantes habrán de parecerse a ella.

Para nombrar una calle o un sitio, basta escuchar las habladurías de las plazas Fernández de Madrid, San Agustín, Santo Domingo, que diseccionan los amores y las desgracias de sus paredes.

Nombrar una calle como "La Soledad" es fácil. Lo difícil es tratar de olvidarla.

 El arquitecto Alberto Samudio Trallero escribía hace cinco años un polémico ensayo en la revista Unicarta 98, en el cual esbozó un certero artìculo sobre "La ciudad soñada. Aciertos y errores en el desarrollo urbano de Cartagena".

En este trabajo planteaba necesidades de reordenamiento urbano tan críticas como la de liberar la "ceñida cintura de la mulata Cartagena", esa faja de tierra estrangulada entre el caño de Bazurto y el cerro de La Popa, de las presiones del poblamiento.

 La tesis de Samudio se sustenta en la necesidad de aprender las lecciones de la historia, insistiendo en que los cartageneros son negados para ello, tales como la generada por la construcciòn del mercado público justamente